domingo 1 de agosto de 2021
SOCIEDAD | 03-12-2020 06:45

Invertir en bitcoins, el ahorro digital

En estos momentos en los que el peso se escurre como agua entre las manos, las criptomonedas surgen como una novedosa posibilidad de dolarizar los ahorros de manera legal y sin límites. Guía fácil para descubrir y entender de qué se trata.

En marzo, cuando se inició la cuarentena, las búsquedas en Google vinculadas a "criptomonedas" desplazaron a términos como "plazos fijos", y "acciones".

En agosto, en el medio de uno de los peores caídas económicas de los últimos años, en Argentina se registró un récord en el volumen de transacciones realizadas en bitcoins, y los especialistas vaticinan que ese registro máximo seguirá superándose.

Según los expertos, las restricciones para comprar dólares, en medio de un contexto de pandemia que aceleró todos los procesos digitales, llevó a la gente a buscar nuevas formas de inversión para sortear la crisis y resguardar el valor de su dinero.

Mayor interés:

El uso de las monedas digitales viene creciendo mucho en el mundo y en Argentina y se está abriendo a un gran abanico de personas. En sus comienzos, las utilizaba un público que en promedio era menor a los 45 años y poseía afinidad por la tecnología, pero ese target se amplió. En la actualidad, están empezando a aparecer inversionistas institucionales y gente mayor que se atreven a apostar por las monedas digitales ya que permiten acceder a activos cotizados en dólares.

Estas tienen la ventaja de que funcionan más allá de la órbita de un país, lo que permite que puedan ser intercambiadas por casi cualquier moneda. Es decir, por dólares pero también por pesos chilenos, colombianos o euros, por ejemplo.

Invertir en bitcoins, el ahorro digital
De a poco las criptomonedas, que parecían solo pertenecer al mundo digital, empiezan a llegar a las tiendas de Europa

El creador:

Satoshi Nakamoto es el hombre que publicó en 2009 una guía en la que describía las características que debería tener una versión puramente digital de dinero electrónico, a la que llamó bitcoin. El invento fue revolucionario y planteaba el uso de esta tecnología para los siguientes fines:

Transaccionar fondos sin intermediarios ni bancos centrales.

Crear la blockchain: un libro contable actualizable en el que figuren todos los datos de las transacciones.

Usar la criptografía para crear un ecosistema ultraseguro. Además, la blockchain no está en un solo lugar, sino en todos los nodos, por lo que es inviolable.

Transparentar y anonimizar: si bien todas las operaciones están a la vista de cualquiera, las cuentas no tienen asignada una identidad. Tal fue su éxito que hoy hay 38 millones de monedas, que sumadas valen más de U$S 325.000 millones.

Pero de Satoshi poco se sabe, y hay varios candidatos que apuntan a ser los creadores del dinero electrónico.

Invertir en bitcoins, el ahorro digital
La causa del crecimiento de las criptomonedas en Latinoamérica es que son una reserva de valor ante la inestabilidad económica.

Para tener en cuenta:

Existen varias plataformas para comprar divisas virtuales en pesos desde Argentina. Adquirirlas es totalmente legal, y no debe perderse de vista la recomendación de hacerlo mediante un exchange habilitado.

Es importante aclarar que bitcoin y las principales altcoins, como ethereum o litecoin, más allá de la volatilidad, han mostrado una tendencia positiva a lo largo del tiempo y pueden ser las más tentadoras para quienes deseen obtener una ganancia por su cotización futura.

Pero en el mercado local también se pueden encontrar las denominadas stablecoins, que siguen a las monedas fiduciarias, como el dólar. DAI, Tether, USDC y USDT son las más populares y vienen ganando adeptos. Estas pueden destacarse para el perfil de inversor conservador, cuyo objetivo casi siempre es dolarizarse.

Estas vías de refugio del capital no tienen límites y también están excluidas de las últimas regulaciones, ya que se opera en moneda local.

Cómo obtener una renta:

Según los expertos, las divisas virtuales son la mejor forma de dolarizarse de modo legal. Al no tener ningún tipo de limitaciones, esta ventaja las transformó en la alternativa de moda.

Pero, así como se dice que los dólares guardados debajo del colchón o en cajas de seguridad no se reproducen, lo mismo ocurre con esta alternativa de inversión, una vez que el ahorrista la adquirió y guardó.

Gabriel Vago, fundador de la casa de cambio digital ArgenBTC remarca en el portal iproup.com que estos activos son un buen refugio del capital: "Con la inflación que estamos padeciendo y las restricciones cambiarias, son una muy buena alternativa, más allá de la volatilidad". No obstante, señala que no dan ganancias si no se los pone a trabajar. "Si yo compro un bitcoin hoy, dentro de un año voy a seguir teniendo un bitcoin. No generan rentabilidad por sí solos", afirma.

Al no poder poner el bitcoin en plazo fijo, como ocurre con los pesos o dólares, quienes quieran obtener alguna renta deben recurrir a los denominados contratos de interés.

Invertir en bitcoins, el ahorro digital
Monedero bitcoin: Se puede usar con un dispositivo móvil o tener uno solo para pagos online desde la computadora

Virtual e inteligente:

Existen diferentes alternativas en este sentido, algunas son en bitcoins, otras en stablecoins. Obviamente, para que den una renta se prestan las monedas a alguien que las pide y que paga un interés por ese préstamo.

Quienes usan este servicio deben dejar como una cifra específica como colateral o "garantía". Por eso, en el caso de los DAI, se usan contratos inteligentes que abonan un interés.

En realidad, es un proceso similar a sacar una hipoteca. “Vos usás, pagás 7 por ciento anual y todo se maneja automáticamente con los contratos inteligentes, que es lo que se viene", resume el fundador del exchange SatoshiTango, en alusión a la tendencia de Finanzas Descentralizadas (DeFi).

Manuel Beaudroit, CEO de Belo, afirma en el portal citado, que "estos contratos pagan tasas que van del 1 por ciento anual en adelante. De esta forma, tu inversión inicial genera una ganancia", e indica que están aquellos que dan una renta mucho más grande y son -obviamente- más riesgosos.

Estos activos no tienen un rendimiento anual (el interés que ofrecen cambia día a día), por lo cual no se puede calcular de la misma manera que otras opciones que suele utilizar el inversor promedio.

El auge de las divisas digitales se explica porque ofrecen un sinfín de alternativas para ahorrar e invertir. En estos momentos en los que el peso pierde valor día a día, se destacan por brindar la posibilidad de dolarizar los ahorros de manera legal y sin límites.

Principales requisitos:

Quien desee recurrir a estos activos digitales como una vía para dolarizarse o como inversión debe cumplir con las siguientes condiciones:

Ser mayor de 18 años.

Registrarse con su dirección de email, al que le llegará la validación.

Luego se le solicitará una foto y la carga de imágenes del DNI.

Con este proceso finalizado, se le deben cargar pesos desde alguna de las entidades habilitadas a la cuenta para luego comenzar a operar.

Algunas de estas plataformas no tienen costo y ganan con el spread (diferencia entre los precios de compra y el de venta) como ocurre, por ejemplo, con las casas de cambio tradicionales.

 

at Redacción Mía

Galería de imágenes

Comentarios