No

Piloto automático, una nueva propuesta teatral

Una lucha de igual a igual. Entre la enorme capacidad que tiene el ser humano de amar y por otro, los miedos y como puede ser capaz de hipotecar su propia vida por el que dirán.

Una historia que intenta romper con ciertas etiquetas y prejuicios de la sociedad. A lo largo de la misma se observará un amor desgarrador que trasciende diferentes circunstancias.

Un amor que va más allá de las sábanas. Donde una pareja (sin serlo) de mujeres se reencuentra luego de 17 años.

Se tocan temas tales como infidelidad, prejuicios, miedos, estructuras, religión.

Se centra en una historia de amor de 2 mujeres donde la pasión y el amor que sienten, podrá llevarlas a perderlo todo, incluso a ellas mismas.

¿Podrán Huir de lo que les acelera el corazón?

Según su director Gabyta Fridman la obra, que puede disfrutarse todos los viernes a las 21 en Nün Teatro Bar, nace desde la “necesidad” o deseo de poder contar lo que muchos intentar tapar. Una historia de dos mujeres en una lucha de igual a igual donde se busca romper con todo tipo de etiqueta absurda e impuesta por una sociedad que puede ser un tanto cruel por momentos. Disfrutando del amor mas allá de las sábanas. En Un descubrirse, encontrarse, reencontrarse, inventarse una y otra vez.

“Cuando comencé a escribir los primeros momentos, sentí lo mas parecido a un escalofrío, aquel que se iba apoderando de mi cuerpo, de mi cabeza, de mi sentir. Era escribir sin límites, era darlo todo y dejar incluso mis propios prejuicios. Era entonces lo más parecido a un coctel interesante de sabores diferentes algunos conocidos y otros… otros todos por conocer y saborear.

“Nace Leticia desde el deseo de contar la vida de una mujer que hasta los veintitantos largos tuvo una vida “heterosexual”, hasta que de pronto se encuentra descubriendo nuevos sentimientos internos que la llevan a replantearse toda su vida hasta ese momento, animándose con el tiempo a vivir la vida que ella quiere y no la que los demás pretenden que viva. Hoy, con sus 50 años, fotógrafa y casada con una mujer. Con las cosas sumamente resueltas hasta que de pronto “irrumpe” en su vida Emma, luego de 17 años, aquella amiga, aquella mujer con la cual no se animó a vivir en su momento un gran amor.

“Emma, en cambio, nace desde la necesidad de contar la vida de muchas mujeres “hétero” que por miedo al que dirán, por mandatos familiares y en este caso preciso por temas religiosos no se entrega a vivir quizás una de las historias mas importantes de su vida, aún si eso le cuesta una mentira de por vida con ella misma. Hoy, con sus 40 y pocos, empresaria, casada con Mariano y madre de dos hijas (Lola y Lucia), atravesada por un deseo profundo y la negación constante.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *