Familia

S. O. S ellos se separaron

Hemos leído hasta el hartazgo estrategias para padres que se separan que le hacen bien a los hijos. Pero a ellos, ¿ quién los ayuda?

Vacaciones, festejos familiares y fines de semana ya no serán lo mismo, por eso, la primera sensación que experimentan los hijos tras el divorcio es que su mundo se vino abajo.

Estrategias:

Expresar los sentimientos: la mejor forma de darle pelea al miedo, el enojo, la tristeza o la desazón es hablar abiertamene sobre lo que a uno le pasa.

Hablar con los padres: los jóvenes deberían poder pregunarles asus padres sin reproches qué es lo que pasa. No hablar y mantenerse receloso no ayuda. Deben hablar con los padres para no terminar de “un lado”.

Reclamar el propio derecho a opinar: los jóvenes deben pedir ser incluidos es decisiones como una mudanza. Los especialistas consideran que deberían poder hablar con sus padres acerca de cómo seguirá la situaci{on. Ya sea que van a vivir unos días en la cas del padre y otros en la de la madre o que pasarán la semana en una casa y los fines de semana en otra, los hijos deberían poder opinar sobre el tema.

Buscar apoyo: un buen psicólogo o consejero puede ayudar a los jóvenes a pensar junto a sus padres, familiares y amigo cómo atravesar esos tiempos difíciles y qué les hace bien.

Buscar “padres sustitutos”: si los propios padres están muy ocupados en salir adelante ellos mismos, amigos, padres de amigos, parientes y conocidos con experiencias similares pueden brindar apoyo, orientación y refugio.

Estar abierto a las nuevas parejas: los jóvenes deberían trara de recibir a las nuevas parejas de sus padres con la mayor apertura posible,ya que los padres también tienen derecho a hacer algo nuevo con sus vidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *