Jardín y mascotas

Vertical y suculento

Preparar un pequeño jardín vertical con plantas suculentas es una tarea sencilla. Una propuesta que podemos usar para dar un toque verde a la decoración de cualquier espacio de la casa.

En primer lugar necesitaremos reunir la cantidad necesaria de esquejes para plantar. El material necesario será: esquejes de suculentas; un marco; un tablero contrachapado; un trozo de tela metálica cuadriculada; pintura, pincel.

Comenzaremos uniendo los listones de madera usando las medidas de la parte trasera del marco, se trata de aumentar la profundidad del marco, para poder colocar el suficiente sustrato para que las plantas tengan el suelo que necesitan. En el siguiente paso, colocaremos la malla metálica y la fijaremos en el reborde del marco, donde normalmente se coloca el cristal o la obra enmarcada. Una vez colocada la malla, será el momento de poner el tablero que habremos cortado a la medida de la ampliación trasera del marco. Así, ya tendremos nuestra pequeña cama de cultivo hecha.

A continuación, pintaremos el marco para darle el acabado que más nos guste, podemos hacerlo en un color que combine con las plantas que vayamos a usar.

Una vez terminada la fase constructiva y decorativa, procederemos a llenar el cajón con sustrato para crear el suelo de cultivo. Humedecemos el sustrato y procedemos a plantar los esquejes de las suculentas, a través de la malla metálica.

Poco a poco iremos completando el cultivo. Es un labor entretenido y que requiere su tiempo. Nos podemos ayudar de un palo para plantar los esquejes, pues la malla metálica nos impedirá usar las manos sobre el sustrato.

Con paciencia conseguiremos nuestro objetivo: tener un precioso jardín vertical de suculentas para decorar nuestra casa.

Un pensamiento en “Vertical y suculento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *