Moda y belleza

Cómo cuidar las manos

La piel de las manos es una de las partes del cuerpo más castigadas y que requieren mayor cuidado.

Manos

Casi nunca pensamos en el número de veces al día que sometemos las manos a importantes cambios. El lavado, con agua fría o caliente, es nuestra mejor defensa contra gérmenes y bacterias, pero también una agresión constante a la piel de las manos, si, además, tenemos en cuenta la dudosa calidad de los jabones que encontramos en los baños públicos.

Considerando este tratamiento de choque constante, no es sorprendente que enrojezcan y se resequen.

Para defenderse, poseen una barrera hidrofílica que solo aporta una limitada resistencia a los factores de agresión externa con que las enfrentamos a diario.

Cada día, es necesario reconstruir esta película con la ayuda de cremas, geles y emulsiones que se deben elegir de acuerdo a las necesidades de cada piel.

Secarlas bien después de lavarlas para evitar que al evaporarse el agua, se reseque la piel.

Humectar, al menos, cuatro veces por día. A manera de recordatorio, es aconsejable tener un pote cerca de la pileta de la cocina y también, llevar un pomito en la cartera.

Usar un exfoliante (el mismo que usa para la cara) una vez por semana.

Si la piel es muy seca, después de lavarlas, mojarlas nuevamente y frotar con sal gruesa bajo un chorro de agua tibia. Secarlas e inmediatamente y aplicar un hidratante.

Las manos con piel grasa se pueden frotar con fécula de maíz después de lavar y secar.

Usar guantes de goma en contacto con detergentes, ya que éstos arrastran la grasitud y sudoración naturales, imprescindibles para la salud de la piel.

El uso de protector solar evita la aparición de manchas.

Los activos recomendados para mejorar la textura de la piel son el ácido hialurónico, las ceramidas, urea, aceite de rosa mosqueta, los silanoles, entre otros. En manos muy agredidas, se utilizan cremas con bases siliconadas que aislan parcialmente la piel de los elementos detersivos.

Galería de imágenes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *